Oh I'm just counting

Así titula la Edicion Especial del semanario Cambio21 que circula desde este miércoles

EN ESTA EDICION ESPECIAL CAMBIO21 ENTREGA LOS ANTECEDENTES QUE LLEVARON AL QUIEBRE DE LA DEMOCRACIA EN CHILE EN 1973 BAJO EL TITULO DE

“EL DIA QUE SE QUEBRO EL ALMA DE CHILE”…

DOCUMENTO IMPERDIBLE



-El golpe de Estado liderado por el general Augusto Pinochet acabó con la ‘vía chilena al socialismo’. El bombardeo del palacio de La Moneda, donde se hallaba el presidente Salvador Allende, y su decisión de morir antes que entregar el mando a los golpistas, se convirtió en un símbolo de la reciente historia de Chile.

Sólo tres semanas antes del golpe, el general Augusto Pinochet había sido designado por Allende comandante en jefe del Ejército. Sustituyó al dimitido general Carlos Prats, que falto de apoyos en la cúpula y los mandos del ejército, no pudo resistir la presión social de la derecha. Posteriormente, en 1974, fue asesinado por la DINA, la policía política de la dictadura. Augusto Pinochet era un hombre astuto, hermético y ambicioso, al que se consideraba un militar constitucionalista –Allende confió en su lealtad hasta última hora-. No había jugado un papel relevante en la preparación del golpe, pero cuando los organizadores se lo propusieron, no dudó en aprovechar la oportunidad histórica de encabezarlo. En la madrugada del martes 11 de septiembre –el ataque a las Torres Gemelas también fue un martes 11 de septiembre- los barcos de la Armada, que habían zarpado el día anterior para participar junto a buques estadounidenses en unas maniobras militares, regresaron a Valparaíso. Unos pocos cañonazos bastaron para ocupar las calles del puerto, la Intendencia y los centros de comunicación. Eran las 6 de la mañana.

-El mismo día 11, todavía vivo Allende, el comité político de la UP decidió no resistir: los trabajadores debían abandonar sus centros de trabajo y regresar a sus hogares, pero hubo enfrentamientos en la Universidad Técnica, en industrias y en otras poblaciones del país que arrojaron decenas de muertos y miles de detenidos. Las embajadas comenzaron a llenarse de asilados. El Estadio Nacional se convirtió en el mayor campo de detención, cerca de 30.000 partidarios de la UP y otros personas sin identificación política fueron hechos prisioneros, torturados y muchos asesinados, entre ellos el cantautor Víctor Jara. Según el informe Rettig (1991), murieron a causa de la violencia 3.196 personas, de las que 1.185 fueron detenidos políticos desaparecidos, de las que pocos han sido encontrados e identificados. Pero estas cifras son de muertos y desaparecidos comprobadas meticulosamente tras las denuncias recibidas por la Comisión Nacional de Verdad y Reconciliación, creada en 1990. Otras fuentes elevan las cifras significativamente.

-Senadora Isabel Allende es la tercera hija del expresidente Salvador Allende y de su esposa, Hortensia Bussi, dijo a Cambio21: “Este 11 de septiembre se conmemoran 46 años del golpe de Estado ¿cuál es el sentimiento que aún tiene? Solamente decir que tengo la conciencia de parte de los sentimientos de dolor y muchas cosas. El dolor a un Presidente, capaz de cumplir sus palabras, palabras maravillosas, que pronuncia a su pueblo ese 11 de septiembre que se sacrificó por su pueblo, y por otro lado del dolor de la pérdida de miles de chilenos, en la dictadura más feroz que hayamos conocido. Una dictadura donde hubo asesinatos, secuestrados, desaparecidos, quemados, cosas que uno nunca hubiera pensado que eran posibles, para Chile, y yo espero que sigamos caminando donde aquí tiene que haber respeto por el dolor de los que sufrieron el atropello de los derechos humanos. Tiene que haber verdad, justicia, reparación, tenemos que terminar de avanzar, todavía, las deudas que tenemos con los miles de detenidos desaparecidos, que todavía no pueden saber dónde están, algunos casos donde están sus familiares”.

-Exsenador Andrés Zaldívar recuerda: “No sabíamos si el golpe iba a venir por el lado derecho o por la izquierda. Le comuniqué a mi señora que había un golpe, nos levantamos e inmediatamente nos trasladaron a un domicilio diferente porque, efectivamente no sabíamos de dónde venía y fue más bien un resguardo de seguridad. El rumor venía desde que se produjo el tanquetazo, en junio. Fue tan sorpresivo el golpe como se produjo que el propio Presidente Allende, según la información que uno tiene, en la noche no estaba seguro de lo que estaba pasando, incluso cuando en la mañana, a mí me lo contó el ex ministro del Interior, Carlos Briones, estaba presente cuando Salvador Allende llega a La Moneda y el comentario que le hace a Briones es: qué será del pobre Augusto. Claro porque Pinochet aparecía como un hombre muy leal al Presidente Allende”.

-Hermógenes Pérez de Arce era diputado de derecha en 1973. El golpe de Estado del 11 de septiembre de 1973 puso término anticipado al período. El Decreto-Ley 27, de 21 de septiembre de ese año, disolvió el Congreso Nacional y declaró cesadas las funciones parlamentarias a contar de la fecha. Tal como lo ha dicho en otras oportunidades, plantea respecto de la violación a los derechos humanos que “hubo muchos abusadores, obvio, si estamos entre chilenos, que siempre estamos atropellando los derechos de alguien. Por eso es un país difícil y tiene que haber mano dura; si no, se desbandan”. A su juicio, “no hubo una política de atropello a los DD.HH.; sí hay un pacto de silencio para ocultar la responsabilidad de la izquierda”.

-Andrés Pascal Allende, es sociólogo, estudió en el Saint George y tenía una cercanía especial por su “tío Chicho”, el Presidente Allende. El mandatario era hermano de su madre la ex Diputada Laura Allende Gossens. Fue uno de los líderes del Movimiento Izquierda Revolucionario (MIR) antes del golpe y luego en plena dictadura y ante los asesinatos de Miguel Enríquez y otros dirigentes del Mir, asumió como secretario general en la clandestinidad. En Wikipedia, en su biografía aparece como “ex guerrillero”. En la dictadura su nombre de batalla o clandestino era “Pituto” y se enfrentó armado a agentes de la Dina en la zona de Malloco, donde logró evadir a el ataque a balazos junto a su pareja. Hoy es Presidente de la Fundación Miguel Enríquez. ¿Dónde estaba el 11 de Septiembre de 1973?: “ Me encontraba en una casa de seguridad en Santiago, ya que desde agosto de 1973, Miguel Enríquez y otros dirigentes de la Comisión Política del MIR éramos buscados por la “justicia” por promover la “sedición anti golpista” en las Fuerzas Armadas. Cerca de 300 suboficiales, clases y marineros fueron detenidos y torturados. También en las demás ramas de las FFAA se había iniciado una persecución de uniformados simpatizantes del Gobierno de Allende”.

-Actriz Ana María Gazmuri:  “El 11 de septiembre se da inicio a una de las más violentas y sangrientas dictaduras de Latinoamérica, y creo que ahí no hay posibles interpretaciones, aquí hay hechos históricos, hechos judiciales no hay dobles lecturas, no hay dobles miradas y me parece inaceptable que a estas alturas todavía se reactiven esos hechos, y en ese sentido lo seguimos sintiendo como una fecha trágica, en que se pierde la democracia en Chile, en que se hunde el sueño y se oculta el idealismo, se sepulta el sueño realmente de una sociedad amable, democrática, igualitaria, y que tuvimos una dictadura que se transforma en un tema que hay que ir consolidando esa mirada represiva”.
 

TODO ESTO Y MUCHO MAS EN LA EDICION ESPECIAL DEL SEMANARIO CAMBIO2 QUE CIRCULA ESTE MIERCOLES