Camila Vallejo por sus informes "copy-paste": "Me fallaron, me hago cargo"

Consultada por qué pasará con el dinero público gastado en informes plagiados, dijo que está disponible a reponerlo de su dieta parlamentaria y que lo conversó con el secretario de la Cámara, Miguel Landeros.

La diputada PC Camila Vallejo salió respondió nuevamente hoy sobre la contratación de ocho asesorías que resultaron ser textos plagiados y que fueron pagados al Instituto de Ciencias Alejandro Lipschut (ICAL) con fondos públicos de la Cámara.

En conversación con radio Sonar, la parlamentaria hizo un mea culpa y afirmó que "me fallaron, me hago cargo y decidí terminar el contrato" con ICAL".

Consultada por qué pasará con el dinero público gastado en informes plagiados, dijo que está disponible a reponerlo de su dieta parlamentaria y que lo conversó con el secretario de la Cámara, Miguel Landeros.

El funcionario le manifestó, según Vallejo, que lo mejor era que esperara la auditoría que la Corporación lleva adelante que establecerá los pasos a seguir para hacer fente a esta pólémica.

De acuerdo a la investigación de Ciper, son ocho informes por los que la legisladora que va a la relección pagó $6,2 millones al think tank del Partido Comunista, y que presentan plagio.

Existe un noveno texto, pero, publicó el medio, no pudo ser revisado, ya que no estaba disponible. Por este último canceló $800 mil.

Siempre según Ciper Chile, ICAL plagió 59 de las 75 páginas del informe de noviembre de 2016. Entre el "copy-paste" destaca un reportaje de The Clinic de 2002 sobre la historia del asbesto en Chile.

La investigación periodística publicada reveló que "son 11 diputados los que presentan más de cuatro informes con párrafos copiados de fuentes que no son citadas"

Además de Vallejo, figuran los UDI Claudia Nogueira, Gustavo Hasbún y Andrea Molina; los radicales Marcos Espinosa y Carlos Jarpa (PR); los DC Gabriel Silber, Roberto León y Sergio Ojeda; y los PS Osvaldo Andrade y Fidel Espinoza.