Oh I'm just counting

Se la buscaron los ultra fanáticos religiosos: Lleno de ausencias y sin trasmisión de TV se desarrolla del Te Deum evangélico

Foto: una imagen del Te Deum de 2017


Este domingo 16 de septiembre se lleva a cabo el Te Deum evangélico, que este año contará con la particularidad de que por primera vez no será transmitido por televisión abierta.

La actividad, que todos los años es organizada por la Catedral Evangélica de Chile -más conocida como Jotabeche-, además contará con grandes e importantes ausencias, entre los que destacan la presidenta de la Cámara de Diputados, Maya Fernández, y el presidente del Senado, Carlos Montes.

Ambas altas autoridades se restaron a este evento religioso por las groserias emitidas el año pasado en contra de la entonces presidenta Michelle Bachelet y donde un candidato a diputado -Eduardo Durán, el hijo del jefe de esta iglesia del mismo nombre- lanzó una verdadera proclama política y de fanatismo religioso atacando duramente a la ex mandataria y a su Gobierno. Esta misma iglesia, no dejó participar a otros obispos evángelicos.

A la instancia tampoco asistirán los jefes de los partidos de derecha, quienes acusaron problemas de agenda.  Y varios alcaldes que habían sido invitados, también se restaron de esta actividad, donde los obispos de esta iglesia evángelica, son en su mayoria de derecha y de ultra derecha.

En esta línea, diversos integrantes del Frente Amplio le recomendaron a Piñera, que no asistiera a la actividad tomando en consideración que, el año pasado, el Te Deum evangélico estuvo marcado por los duros emplazamientos y críticas a la administración de la ex Presidenta Michelle Bachelet, lo que generó el repudio del entonces oficialismo.

"El actual diputado (Eduardo) Durán en ese momento, en la condición de candidato a diputado, le faltó el respeto a la Presidenta de la República y tengo el temor que eso se repita este domingo contra el Presidente Piñera", aseguró el diputado Pablo Vidal (RD), el que tiene formación evangélica.

El ministro del interior, Andrés Chadwick, solicitó que la actividad se desarrollara en el marco del respeto.

"No por algunos gritos de algunas personas vociferantes se va a manchar o enturbiar una relación que el Presidente tiene con todos los credos. El Gobierno se siente muy cómodo participando en todas las celebraciones religiosas", aseguró Chadwick.

El Te Deum evángelico además, y por primera vez no será transmitido por televisión abierta.